Antes muerta que sencilla?

Ven a jugar a mi casa fue probablemente una de las frases más poderosas de mi infancia. No solo al referirme a los videojuegos sino que también en todos los aspectos de mi niñez. Ya sea para jugar Nintendo como para tirar un balón entre nosotros frente a la casa. Escuche esta frase muchas veces.

Hoy en día esta frase está prácticamente muerta. El internet la mato. Así como mato la inocencia, las revistas pornográficas y las de videojuegos. (MALDITO INTERNET) Ahora todo es mucho menos personal. Se acuerdan cuando se visitaba a alguien para su cumpleaños. Hemos caído tan bajo que ya ni le escribimos en su muro en Facebook ahora con darle like a la felicitación de alguien más es suficiente. Nunca me ha gustado hablar por teléfono pero antes se hacía y bastante. Ahora todo es chat.

El "pequeño" Kratos

El “pequeño” Kratos

Inclusive hasta en los videojuegos ya nada es personal todo es en línea. Ya nadie va a mi casa a jugar, cosa que es muy triste pero no es totalmente malo, tiene sus ventajas. Por ejemplo: ya no tengo que ordenar mi cuarto ni recoger los calzoncillos sucios. Ya ni siquiera tengo que bañarme todos los días. Solo cuando tengo que trabajar! Hasta puedo ponerme lo que me da la gana y como me dé la gana. No es que me vestía de Armani cuando iban a mi casa los gordos peludos que tengo como amigos, pero tenía que vestirme. Ahora es opcional. Podría jugar literalmente encuero sin ningún problema! Ahora puedo pasar de la cama al XBOX sin siquiera tener que cepillarme los dientes y cuando me da sueño no tengo que virar la escoba ni decir indirectas estúpidas, simplemente me desconecto y me acuesto a dormir sin siquiera pasar por el baño. Al día siguiente solo digo algo como que me quede sin internet, me caí.

Casi como jugar en tuxedo

Casi como jugar en tuxedo

La mejor parte de jugar online es vestirse. Puedo estar cómodo, usar esos calzoncillos bembiados (sin elástico) q tanto me gustan o mejor aun jugar con un pantalón corto sin calzoncillos y sin preocuparme por jugar con las piernas cerradas, mantener al pequeño Kratos fresco nunca está de más! Puedo jugar sin camisa o sin cortarme la barba. Perfecto!
Puedo jugar Battlefield con mi uniforme de Airsoft sin sentirme como un total imbécil o jugar Madden con mi casco de los Bills sin sentirme como un perdedor, ridículo, estúpido … bueno puedo ponerme mi casco de los Bills.

A las que estoy seguro les ha ido mejor en esta época del internet ha sido a las gamers. Adiós a preocuparse por las orquetillas o el frizz de tu cabello. No importa que tan desarreglada o fea estés sólo tienes que hablar en alguna sala en línea y tendrás a todos a tus pies. Todas se escuchan buenas y mucho más para un gamer en calzoncillos! He visto a gamers regalarle juegos a mujeres que no han visto en persona y he escuchado a muchas gamers decir cosas como: “estoy jugando en panties” con el propósito de ver qué consiguen de los hombres en la sala.

Típica gamer justo antes de jugar

Tipica gamer justo antes de jugar

Lo irónico es que no podemos evitar imaginarlas jugando arregladitas y oliendo a rosas cuando realmente sabemos que todas juegan despeinadas oliendo igual que un carrito de hot dog un sábado de carnaval. Y no las culpo no hay nada más cómodo que jugar hediondo con aliento a dragón!

Escrito por: Alexis Mootoo

Es el mejor jugador de Virtua Fighter en la historia de la bolita del mundo por los siglos de los siglos amen. Inventó el Chimichurri dulce y el Sega Dreamcast, la misma semana! Es tan guapo que las vacas duermen de pie! Apoyara a los Bills hasta que ganen el Super Bowl! No le gustan los camarones (Wakala), ni que le peguen con un bate.